El día 1 de octubre, los alumnos de 2º de Bachillerato B del colegio La Salle Paterna participamos con La Fundación AGM (Amics de la Gent Major) en la visita a la residencia Velluters en homenaje a nuestros mayores por ser su día.

En la primera parte de nuestra visita, acudimos a la lectura de un manifiesto en MuVIM (Museo Valenciano de Ilustración y Modernidad), en la que nos introdujeron en el mundo del mayor y nos explicaron en qué consistía la fundación. Mientras escuchábamos atentamente, comenzaron los nervios por saber qué nos depararía aquella experiencia. Entonces, nos contaron la anécdota sobre una señora de la residencia que había ido a la peluquería solo para que la viéramos bien guapa cuando le entregásemos la flor. Ahí fue cuando comprendimos que aquel día su felicidad dependía solo de nosotros y ese reto lo teníamos que superar.

De modo que cogimos nuestra flor y nos dirigimos a la segunda parte de la visita. Una vez en la residencia Velluters, entramos allí lo más sonrientes que pudimos, escondiendo bien el respeto que nos daba todo aquello. Pero, la verdad, solo viendo cómo brillaban los ojos de cada una de aquellas personas al recibir su flor, cómo con tan pequeño detalle eran tan felices, nos sentimos muy orgullosos de haberlo conseguido.

Para compartir nuestra alegría les dedicamos un baile y ellos a nosotros sus canciones preferidas, fue una bonita manera de congeniar y trasmitirnos confianza. Además dos señoras se ofrecieron para hablarnos de sus familias y agradecernos que estuviéramos allí, aunque quienes acabamos dándoles las gracias por esta oportunidad fuimos nosotros.

Pero ahora nos gustaría ir más allá y contaros lo que pasó después. Una vez fuera de la residencia, nuestra tutora nos animó a reflexionar y a preguntarnos cómo habíamos vivido la experiencia. Tras muchas opiniones y sentimientos encontrados, llegamos a una conclusión y es la de valorar los pequeños detalles, valorar a nuestros mayores y que a veces aportar un pequeño granito de arena puede hacer a alguien muy muy feliz y hacerle olvidar lo peor que tiene.

Por lo tanto, agradecemos al colegio La Salle Paterna, a la Fundación AGM y a Charo Banacloche, habernos dado esta oportunidad porque ha sido una vez más un aprendizaje en nuestros años escolares y una manera más de ayudarnos a madurar.

Clara Serrano, alumna 2º de Bachillerato.
Actividad realizada dentro del Programa de Convivencias del Colegio La Salle de Paterna.

Artículos relacionados

Leave a Reply

Your email address will not be published.

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.