La bella ciudad de Santiago de Compostela ha acogido a los participantes en la V Semana Lasaliana, que convocados en torno al lema “Las diversas formas de vida lasaliana como propuesta vocacional en nuestra sociedad de hoy”, ha tenido lugar des de le día 6 hasta el 9 de julio.

Casi 100 personas, entre Hermanos, seglares, Asociados y algunos niños, han ido reflexionando en torno a la vocación en el siglo XXI. La dinámica que se ha utilizado ha sido, por una parte dos ponencias: Una “Siguiendo la estrella: el Carisma fundacional lasaliano. Diversas formas de vivirlo”, a cargo de H. Jon Lezámiz e Itziar Muniozguren del Sector de Bilbao y otra “Un paradigma: “hermano/a”. Un desafío asumido: Ser casa y escuela de comunión de fraternidad”. A cargo de H. Josep Espuny e Isabel Soler del sector de Catalunya. Además de estas dos ponencias, se han hecho diversos paneles de testimonios de seglares (asociados o no) y Hermanos contando sus procesos vocacionales y las distintas formas de fraternidad. Por nuestro sector contamos con la participación de José Ramón Batiste, asociado, que contó la experiencia de la comunidad de Benicarló con el grupo “Cinco panes y dos peces”, y de Paco Peña y José Alberto Espejo, que contaron la evolución del movimiento “Salle Joven”.
De nuestro Sector y representando a las comunidades estuvieron Belén Blanes y Jordi Cano del Col·legi d’Alcoi, Amparo Latorre de la Escuela Profesional, los mencionados Paco y José Alberto (Salle Jove) y José Ramón Batiste y Rubén García del Col·legi La Salle de Benicarló y Tomeu Martorell, delegado de Formación y Asociación. No pudo participar por indisposición Magda Bisbal del Col·legi La Salle de Mahón. Además contamos con la presencia del Hno Amado Gracia, también de nuestro Sector.

El ambiente de fraternidad, de trabajo, de oración ha sido muy intenso, pues se hubo de concentrar en tan pocos días debido al uso de las instalaciones del Hostal La Salle para otros menesteres. Todos los participantes cargaron sus mochilas con los fragmentos del manto del peregrino, que fue uno de los símbolos que se utilizaron para la dinamización de uno de los días. Otros fueron las estrellas que guiaron a los Reyes Magos y el Icono de Rublev. de ahí que la capilla fuera sumando cada día los distintos símbolos.
Todos quedaron muy contentos con la dinámica final y con las palabras de despedida del Hno Jseús Miguel Zamora, que utilizando las nube de palabras que más se habían repetido a lo largo de los días fueron una magnífico resumen del encuentro.

Leave a Reply

Your email address will not be published.

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.